Poemas e Historias de Amor

Ocho secretos de una Fea


     
 



Ocho secretos de una Fea

Imagen

Descubre las claves del éxito de Betty

María Elena Venant, Univision.com

Imagen 

¿Qué provoca la Bettymanía ? ¿Qué claves secretas  escondió Fernando Gaitán en su libreto para embobar a espectadores de los cuatro puntos cardinales?  

Causas y razones de la Bettymanía

1.    La nueva Cenicienta.
Indudablemente, Betty (y sus clones)  a pesar de ser fea e instruida, sigue siendo una Cenicienta moderna. En vez de ser esclava de una cocina es esclava de una oficina. Si las hermanas malas destierran a Cenicienta al fogón, Betty es desterrada una covacha-oficina sin ventanas. Pero tal como Cenicienta, Betty goza de amigos fieles y hasta de un hada madrina que la ayudaran a conseguir al Príncipe Azul. El público encontró refrescante esta variación de la convencional historia de la chica pobre enamorada del hijo del patrón.

2.    Todos nos sentimos feos.
El tema de la imperfección física es universal en un mundo donde todos discriminan y son discriminados en términos de su aparente belleza. Las dificultades de estar desempleados, las trabas para conseguir un empleo y los chismes y líos laborales que se generan en toda empresa también son factores que el espectador conoce y con los que se identifica.

3.    Reír y llorar
Aunque ahora el conglomerado tragedia-humor se ha vuelto un lugar común de las telenovelas, fue Betty la que estableció un esquema en que se combinaban en medidas exactas los momentos cómicos, el suspenso, la intriga y el romance.

4.    El sabor de lo cotidiano
Betty La Fea dejó atrás  las mansiones de los ricos y los cuchitriles de los pobres para moverse en espacios cotidianos e identificables al espectador como el barrio de La Familia Pinzón, y sitios conocidos de Bogotá como restaurantes, salas de espectáculos y hasta museos. Además fue una de las primeras telenovelas ejecutivas y  que puso de moda la prosaica oficina y su dinámica.

5. Betty la minimalista
Siempre se ha creído que  una gran novela se construye con una escenografía monumental, con lujosos interiores y vestuarios, locaciones externas  llamativas y exóticas, y un gran despliegue de efectos especiales. Betty destruyó ese mito al triunfar a pesar de su minimalismo.Los productores crearon una mega telenovela centrándola en un único y humilde espacio, las oficinas de EcoModa. Se las arreglaron para que este espacio nunca se sintiese claustrofóbico. En cambio,  el decorado exiguo sirvió para crear una atmósfera íntima y cálida.

6.    Personajes vigorosos
Fernando Gaitán hizo de  Betty un personaje tan subyugante y vigoroso que la audiencia hipnotizada seguía cada paso de la Fea como si se tratase de  un símbolo sexual. Aparte, el escritor fabricó personajes redondos que sirviesen de corte de la Dra. Pinzón sin nunca opacarla. Evitó estereotipos y sacó a los personajes de sus casilleros. Por eso en esta telenovela no vemos ni a un héroe “heroico”, ni una antagónica villana. La misma Betty rompió más de una regla de lo que debe ser una heroína.

7.    Ficción y realidad
Aun así, Betty tuvo algo que la hizo exótica, y llamativa, la aparición de personajes reales que interactuaban con  los personajes ficticios. Betty La Fea fue un escaparate para que se lucieran artistas, cantantes, y figuras públicas que co-actuaron con La Fea. Desde la ex Miss Universo, Cecilia Bolocco, hasta el entonces Presidente de Colombia, muchos prestaron su imagen para promover a telenovela. En otras versiones, como
La Fea Más Bella, también se ha recurrido a este constante alternar de figuras de farándula con La Fea.

¿Qué otras razones hacen de Betty La Fea un éxito?
 

Todos quieren con la Fea
 

8. La fealdad sí es erótica
En estos tiempos , toda  ficción gira en torno a la  misma fórmula sexo-violencia. En Betty no hubo asesinatos a granel ni luchas entre criminales de alta o baja estofa. Los delitos fueron a nivel corporativo. Descubrimos que las luchas por el poder, el maquillaje de documentos y hasta la creación de compañías fantasmas podían ser tan intrigantes como una novela de espionaje.


Otro logro de la novela fue variar la técnica de la  tensión sexual. No sólo demorando el momento de consumación de la relación Armando-Betty. La pregunta del público no era “¿Cuándo se acuestan?” sino “¿Cuándo se enamoran, cómo se enamoran y por qué?”

La historia de un hombre acostumbrado a cohabitar con las más bellas del planeta, que poco a poco es convertido en el esclavo de una pasión por quien jamás hubiese considerado atractiva sexualmente, y la lenta pero creíble evolución de Betty de  mujer repulsiva a obsesión erótica,  conforman una de las más sensuales historias de amor que se hayan escrito o visto.


Imagen